Opinión

Opinión: «¿Gestión estatal o gestión empresarial?




Por Hernan Stebano, La Campora Ramallo.

Vemos bastante seguido en las redes sociales de la municipalidad acerca de donaciones que hace la empresa Ternium al partido de Ramallo entre las cuales se encuentran respiradores, monitores multiparamétricos y hasta una ambulancia.
Al respecto cabe aclarar de dónde provienen realmente estas donaciones, en calidad de qué se otorgan o bajo qué conceptos. Lo cierto es que éstas responden al concepto de “Responsabilidad social empresarial” que tiene Ternium en contacto con el área de salud de la Provincia de Buenos Aires.

La responsabilidad social empresarial es un deber que tiene la empresa para con la sociedad en la que está inmersa, una retribución por el hecho de realizar su actividad. Sin embargo la gestión municipal actual se empeña en inflar estas acciones catalogándolas de “Voluntarismo y generosidad”, lo que visualiza el claro posicionamiento político que caracteriza a Juntos por el Cambio en todos sus niveles. Dicho posicionamiento no hace más que romantizar a las grandes empresas y corporaciones, tanto a través de engrandecer sus acciones como mediante el otorgamiento de beneficios. Lo que repercute en que el Estado termina siendo un apéndice de las empresas.

Y para la comunidad no hay nada más lejano a su voluntad que el Estado se convierta en un complemento empresarial. Lejos de ser menor e inocente, este tipo de publicaciones enalteciendo a las empresas por cumplir obligaciones, evidencia la matriz ideológica de este movimiento político y muestra la realidad de una gestión puesta al servicio de las corporaciones.

Leé también  "Cartas, notas y silencios"

Asimismo, jamás nombran que las acciones que hace Ternium en concordancia con el área de salud provincial, subestimando el rol que tiene la provincia en el objetivo. Tampoco se habla de los fondos que otorga la provincia para palear esta crisis sanitaria, y mucho menos rinden cuenta de en qué se gastaron dichos recursos, qué se compró o qué se está por hacer para estar preparados frente al coronavirus.

A la gestión de nuestra ciudad debe hacerla el Estado Municipal, no una empresa.
Es por ello que resulta crucial llamar a todas las organizaciones sociales del Partido para conformar de una vez por todas un comité de crisis, que pueda servir de organismo auditor para que el Estado Municipal rinda cuenta de sus acciones y del destino del dinero que le otorga la provincia. Asimismo sirva de espacio de solidaridad social para aquellas familias que se encuentran pasándola mal. Reunir a las organizaciones sociales y políticas debe ser el primer paso para concretar esta tarea de emergencia que no puede esperar, y que debería haberse hecho hace mucho tiempo por parte del oficialismo.





Don`t copy text!