Actualidad

Están para el cachetazo




El sistema de salud de Ramallo más allá de la perorata del oficialismo local que trata de tapar el sol con el dedo sigue dando pruebas de que algo no está bien. Este lunes por la noche la irresponsabilidad o incompetencia de una enfermera de la sala de Primeros Auxilios de Villa Ramallo tuvo a Gabriel Oblanca con su madre de más de 70 años y descompuestas a las idas y vueltas entre Ramallo y esa localidad. La mujer le dijo que no había médico cuando el vecino fue a llevar a su anciana madre en mal estado de salud y el doctor sí estaba en el lugar.

 

El lunes alrededor de las 21:20 hs Gabriel Oblanca fue asustado a llevar a su madre descompuesta a la sala de primeros auxilios de Villa Ramallo y allí una enfermera de apellido Caseres, oriunda de Perez Millan, le dijo al hombre que Briata, el médico que en ese momento estaba de turno, no estaba ya que ese día había paro de médicos. Oblanca debió llevar a su madre al Jose Maria Gomendio donde le informaron que la enfermera no le había dicho la verdad.

Ramallo Informa dialogó con Oblanca quien nos comentó lo siguiente “Mi madre tenía un cuadro viral y la lleve a la sala de Primeros Auxilios para que la atiendan y ahí la enfermera me dijo que los médicos estaban de paro, entonces ella la revisó y yo le pregunté a donde podía ir porque yo estaba asustado. Primero me dijo que estaban algunos consultorios privados o había que llevarla al hospital. Me extrañó que no estuviera el médico. Yo no tenía crédito entonces le pedí si no llamaba a un remis para llevar a mi mama al hospital y me dijo que no tenia salida. “

¿No deberían haberla trasladado en ambulancia al menos?

No sé si estaba la ambulancia. Me fui caminando 10 o 12 cuadras hasta mi casa, llamo al hospital, les comento el cuadro, les dije que venía de la salita y los médicos estaban de paro. ¿Cómo que están de paro? Me dijeron. Sí,  me dijeron que están de paro. Me preguntaron el cuadro que tenía mi mama, les conté y me dijeron que la lleve a Ramallo. Cuando llegue la chica me dice “¿vos venís de Villa?”. Sí, le dije y ella me dijo “pero el médico esta allá”. ¿Cómo que estaba el médico? Pregunte yo, entonces le dije que lo mejor es que me hubiera dicho que me quede en Villa Ramallo que allá me iban a atender. La atendieron bien ahí. Después yo volví a la sala de Villa Ramallo y quise hablar con la enfermera que me había dicho que el médico no estaba, sale otra enfermera y por ahí aparece el médico cruzado de brazos. Ahí los enfrente y les pedí explicaciones, el médico me llamó, hablamos y no sabía qué decirme, me pidió disculpas y me dio el teléfono para que lo llame. Al otro día volví, hablé con la jefa de enfermeras, le comenté todo y me dijo que iba a tomar cartas en el asunto. Volví a ir, hablé con el director, Desposito, y la jefa de enfermeras y no sabían qué decirme, él le preguntaba a ella.

 

 





Don`t copy text!