Actualidad

Apertura del año legislativo local




Este miércoles por la noche sin dos ediles oficialistas y uno opositor, el intendente municipal Ariel santalla abrió el año legislativo en Ramallo. A pesar de que este 2015 es un año electoral esa noche los referentes políticos locales obviaron esa coyuntura y en sus intervenciones algunos criticaron y otros elogiaron la gestión del ejecutivo municipal.  

 

Este miércoles por la tarde-noche en el recinto del Honorable Concejo Deliberante de Ramallo solo estaban parte de los funcionarios del gobierno,  trabajadores municipales, algunos pocos militantes y el personal del Concejo Deliberante.

Los grandes ausentes de la noche fueron el concejal Mauro Poletti del Frente para la Victoria y los oficialistas Rómulo Despósito y Bárbara Junco.

La lista de oradores fue extensa, seis ediles pidieron la palabra y ofrecieron discursos que no se extendieron más allá de los 15 minutos. Esas exposiciones fueron en su mayoría en tono ameno, con pocas referencias a la contienda electoral que se avecina. Las críticas más duras las realizaron los bloques el Frente para la Victoria y la concejal Dentone. En tanto, el concejal del FpV Ricardo Gorostiza tuvo palabras elogiosas hacia el intendente y pidió por la construcción de consensos.

El primer discurso fue el concejal Sergio Heredia de Unidos y Organizados quien se refirió a la manifestación en reclamo por seguridad que se produjo en el mes de febrero. En esa línea criticó a los funcionarios de gobierno: “mi reclamo es para algunos sectores de su gobierno que no están a la altura de su discurso” dijo en referencia a las secretarias de seguridad, obras públicas y educación.

Quien lo siguió fue el concejal del Frente Renovador, Sergio Romá que brindó un discurso apoyado en los tecnicismos según él mismo lo definió. Se refirió al pago de tasas municipales, criticó la estructura impositiva reclamando que todos los vecinos pagan una misma tarifa por servicios distintos. “Necesitamos una re discusión del crecimiento justo de las tasas, porque hoy puedo traer tres ABL, del barrio más alejado al más céntrico y los tres pagan lo mismo de ABL y los tres perciben servicios totalmente diferentes” reclamó, con razón.

El tercer orador fue el concejal del Frente para la Victoria, Cristian Mansilla. Su discurso, el más crítico de todos giró en torno a los problemas que se registran en el área de salud y a la seguridad. Primero reclamó por el acceso a la información pública y denunció “los problemas de fondo siguen tan o más latentes que nunca. El clientelismo político parece ser la respuesta a la necesidad”.   Continuó con el área de salud de la que dijo: “los problemas son muy grandes y no se pueden esconder bajo la alfombra”. Recordó las denuncias que pesan sobre profesionales del hospital Gomendio por la muerte de dos personas, un niño de dos años y un joven de la localidad de El Paraíso “a lo mejor la responsabilidad cambiaba el desenlace de estos hechos, no lo sé. Pero sé que como Estado municipal fallamos” disparó.

También se refirió a la gestión sobre seguridad y duramente disparó: “las movilizaciones fueron porque tenemos problemas reales y además tuvimos una conducción en materia de prevención como fue la Jorge Urquiza que nos mintió a todos y usted no hizo nada” dijo.

En el cierre le propuso: “quiero que encuentre en este bloque cinco concejales dispuestos a colaborar y a seguir trabajando por los problemas que hemos planteado. Encuentre en este concejal la lealtad de un vecino que hoy tiene representatividad del pueblo”.

 

Luego, cuando fue el turno de Santalla, el intendente le devolvió gentilezas y le obsequió su corbata rosa, prenda que ha sido usada por el intendente, a modo de cábala tal vez, en los actos de trascendencia política.

Despedida

El del concejal Ricardo “Cacalo” Gorostiza del Frente para la Victoria fue el discurso más emotivo. Gorostiza elogió la gestión del intendente, le ofreció una despedida afectuosa, llamándolo en varias oportunidades “amigo” y le pidió que trabaje en la construcción de consensos para terminar con la intolerancia. Un pedido que pareció dirigido tanto para funcionarios del gobierno municipal como también para dirigentes de la oposición.

“Quiero pedirle que nos ayude, que cuando salga por la puerta grande porque usted se va a ir por la puerta grande, ayúdenos a que esta intolerancia se transforme en tolerancia, que aquellos que tengan la oportunidad de estar en el proceso electoral próximo lo hagan sin buscar revanchismos, sin peleas estériles, que realmente pongamos sobre la mesa nuestros valores humanos y éticos” dijo Gorostiza.

El concejal, en sintonía con Mansilla, también habló del flagelo de la droga del que dijo es un problema nacional y recordó que por estos días estarán llegando los 22 policías que se recibieron en Ramallo y que volverán para prestar servicios en la delegación de narcotráfico local y en la DDI.

En el cierre, Gorostiza expresó “yo me puedo dar el gusto de decir que soy su amigo personal, hace unos días usted me demostró su cansancio, el cansancio que a veces tenemos los dirigentes políticos por eso le vuelvo a pedir que nos marque el camino de la tolerancia porque cuando usted se vaya nos van a quedar las manos rojas por aplaudirlo” le dijo a un intendente visiblemente emocionado.

Llegando al final, fue el turno de la concejal del FAP Jordana Dentone quien pidió principalmente por la ejecución de ordenanzas y la respuesta de los pedidos de informe que fueron aprobadas en el Concejo Deliberante.

Al igual que sus predecesores se refirió a la salud, recordó las obras que no se han ejecutado en el hospital Gomendio “ha pasado mucho tiempo y aun no se ha hecho absolutamente nada” dijo. “Le recuerdo que en septiembre del año pasado el Concejo Deliberante le pidió que usted informara sobre el avance de las obras y no hemos recibido respuesta” reclamó.

“Le pido respuestas a los pedidos de informe que hemos presentado, porque nosotros tenemos que dar explicaciones a la gente y eso tenemos que hacerlo en base a la información pública, fehaciente y certera” expresó.

El último fue el concejal Héctor Sbuttoni, presidente de la bancada oficialista quien comenzó recordando la gesta de Malvinas. El concejal se refirió a la posición que tomó el bloque frente a la declaración de la emergencia sanitaria y respondió: “algunos dijeron que nosotros no le teníamos confianza al ejecutivo y que por eso no votábamos algunas ordenanzas donde le daban libre disponibilidad de dinero. Pero nosotros entendemos que así debe ser la responsabilidad que tenemos como concejales. Creo que usted nos tiene que decir cuánto necesita, en qué y donde lo va invertir y también nos tiene que decir de dónde va a sacar la plata” dijo.

Fuente: Agencia La Provincia





Don`t copy text!