Actualidad

Aparentemente, fue a su propio funeral.




San Nicolas. Sucedió  cuando un ciudadano de la localidad de Avellaneda se dio cuenta que había ido a su propio velatorio. En el Hospital Provincial de Rosario se encontraba internado un hombre de apellido “Prado”, quien posteriormente, y debido a su enfermedad, falleció la semana pasada siendo su cuerpo trasladado a San Nicolás para ser velado por sus familiares.

En un determinado momento del velatorio llega un amigo del muerto a presentar su pésame y quedó estupefacto al ver que en la placa del cajón figuraban su nombre y apellido. Al hacer las consultas pertinentes a los familiares, éstos no supieron darle una respuesta coherente, por lo que el sorprendido hombre decidió dirigirse a la Comisaria Primera donde habría radicado una denuncia.

Lo que en realidad habría pasado es que el verdadero apellido del muerto sería “Soria”, al momento de internarse en Rosario   habría dado el nombre de su amigo para no ser capturado por la policía ya que tenia un pedido de captura por estar cumpliendo una pena de seis años por robo calificado, como le habrían dado salidas transitorias y obviamente al no presentarse, él sabía que la justicia lo estaría buscando, por eso declaro haber perdido el documento en la misma clínica.

Familiares del fallecido “Soria” hoy se encontraría en un delicado problema legal ya que habrían sido acusados por el delito de encubrimiento al no dar aviso a las autoridades sobre lo sucedido.-

fuente: diario EL Norte





Don`t copy text!