Inicio Municipales Paritaria Municipal: todos piden, pero nadie cede

Paritaria Municipal: todos piden, pero nadie cede

En los próximos días se comenzara a escuchar las alternativas de la discusión paritaria en el seno de los trabajadores municipales. Por un lado, los sindicatos buscaran recomponer la pérdida del poder adquisitivo que arrastra el salario. Del otro el ejecutivo municipal deberá lidiar con el ánimo de los sindicatos y sortear las presiones del gobierno provincial de cerrar paritarias con techo.

Los gremios piden

Los Sindicatos que representan a los trabajadores municipales están estudiando el pedido que le llevaran al ejecutivo de cara al aumento esperado. En un marco donde desde la Nación y Provincia esperan paritarias cercanas al 15%, los porcentajes que manejar los dirigentes locales están lejos de cumplir con las metas.

Desde el SOEM, su titular Marta Oliveros, informo que a principios de enero solicitaron un aumento del 30%. Además desde el sindicato, el más opositor al gobierno municipal, viene sosteniendo una serie de pedidos, que cobro mayor auge luego de la victoria electoral de Cambiemos en las legislativas.

Para Oliveros, el cambio de comando en el Concejo Deliberante a manos de Cambiemos, del cual es asesora, avivo un frente de conflicto con el gobierno de Poletti. La dirigente, que públicamente adhiere al gobierno de la gobernadora Vidal, insiste con doblar lo que se pretende desde provincia para el cierre de las paritarias municipales.

Por otro lado, desde el Sindicato de Empleados Municipales de Ramallo, su secretaria general, Victoria Isarra, anticipo que todavía están reuniéndose en asambleas para definir la propuesta. La misma contempla el pedido de una suma fija y un porcentaje, que no estaría distante al 30% que pretende el otro gremio.

Leé también  Poletti hizo gestiones ante la Dirección de Vialidad Provincial

Las exigencias y el municipio

El gobierno de Mauricio Macri y la gobernadora María Eugenia Vidal dejaron claro un mensaje sobre este tema: pretenden un techo del 10%, en medio de aumentos de tarifas, combustible, devaluación y amenazas concretas de despidos en el estado.

La administración de Mauro Poletti a nivel local admite las presiones de la provincia de cerrar paritarias dentro del techo definido. La diferencia entre lo que quiere provincia y lo que piden los sindicatos locales abre una incertidumbre al gobierno local.

A esto hay que sumar la decisión del Concejo Deliberante de reducir el aumento de tasas un 5%, el gobierno quería el 30%, pero la oposición hizo pesar su mayoría y aprobaron un incremento del 25%. Esto pone a la administración de Poletti en una situación de recaudación muy por debajo de lo planificado y entorpece el panorama de aumentos al personal.

Lo concreto es que las negociaciones comenzarían a fines de febrero o principios de marzo con este panorama: sindicalistas que quieren el 30%, Nación y Provincia que aprietan por un techo del 10% y la oposición que baja las tasas y desfinancia lo proyectado para el 2018.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *